domingo, 29 de marzo de 2015

GALLETAS LINZER #EL ASALTABLOGS




   Hoy es el último domingo del mes, por lo que toca "El Asaltablogs", esta vez nos ha tocado asaltar al blog Gallecookies, un blog genial lleno de comiditas buenas y sencillas. He tenido que "sufrir" y realizar varios viajes a su cocina para robar y probar unas cuantas recetas de las muchas que tiene, entre ellas están las galletas "huella de pulgar", buenísimas, pero se me tostaron un poquito de más, estaban buenas, pero no presentables para la foto, los scones de chocolate blanco (en realidad esta la robé hace tiempo, me equivoqué de blog asaltado, jeje y la tenía guardada para cuando le tocara a este blog, ya los publicaré en otra ocasión y os contaré la historia), pero al final vi estas galletas Linzer y como tenía mermelada de fresa recién hecha (receta Aquí) opté por hacerlas. Además de bonitas están buenísimas. Estas las llevé para el último día de clase y a todo el mundo le gustó mucho :D. Su nombre les viene de la ciudad austriaca de Linz, se suelen asociar a la navidad, sobre todo por los colores (el blanco, que asemeja a una nevada y el rojo de su interior) pero creo que con lo buenas que están es lógico comerlas en todas las épocas del año.

   Vamos a por la receta?? Vamos!!!

INGREDIENTES: 

- 375 gr de harina (Iratxe pone de fuerza, yo usé normal, se pueden usar las dos)
- 240 gr de almendra molida (también se pueden hacer con avellana, nuez, etc)
- 250 gr de mantequilla reblandecida
- 120 gr de azúcar glass
- Un huevo
- Una pizca de sal
- 1/2 cucharadita de levadura (es opcional, ella no le echa)
- Mermelada para rellenar

ELABORACIÓN:

   Lo primero que haremos será tamizar la harina y el azúcar glass. Luego, ponemos todos los ingredientes (menos la mermelada) en un bol. Primero nos ayudamos con una cuchara de madera hasta que veamos que ya se puede amasar con la manos, volcamos en la mesa y amasamos hasta que se forme una bola consistente. Dividimos la masa en dos, colocamos entre dos hojas de papel de horno y extendemos con el rodillo hasta que se nos quedo de unos 4-5 mm. ahora toca guardarlas en el frigorífico, como una hora, así adquiere más consistencia y es más fácil cortarlas.
   Cuando ya lleven un tiempo en el frigo, es hora de cortarlas, existen unos cortadores especiales para estas galletas, pero yo las hice con un cortador redondo y uno pequeñito en forma de estrella. Hay que hacer una galleta "entera" y otra con tapa, es algo obvio, pero por si acaso, yo aviso jejeje. Se ponen en la bandeja del horno, lo introducimos dentro de éste (precalentado a 170º) unos 15 minutos, vigilando porque  se queman enseguida. Tened en cuenta que no se tuesten mucho, estas galletas son más bien blanquitas- Las dejamos enfriar en una rejilla y una vez frías, primero espolvoreamos con azúcar glass las tapas (es decir, las que están agujereadas), las rellenamos con  la mermelada (se puede elegir el sabor que queramos, pero el blanco de las galletas con el rojo de la mermelada de fresa queda genial), y ya están listas para comer!!!

ESPERO QUE OS HAYA GUSTADO!! UN BESO!!